El Santo Domingo que despierta por las noches

0
51

Santo Domingo

Cuando el sol se oculta y da paso a la luna, inicia la jornada laboral de Diana, una mujer de 34 años que cada noche le sirve tragos a quienes deciden disfrutar de las múltiples opciones que presenta Santo Domingo hasta altas horas de la noche.

Diana duerme de día y trabaja de noche. Su jornada laboral inicia a las 8:00 p.m. y puede terminar hasta a las cuatro de la madrugada. Es mesera en un centro nocturno en la Zona Colonial, y aunque asegura que no le gusta su trabajo, debe hacer el sacrificio por sus dos hijos.

Lo más difícil para Diana es tener que dejar a sus hijos solos en la noche, mientras debe soportar algunas actitudes imprudentes de clientes. A su complicado trabajo se suma otro inconveniente, y es el transporte, pues obligatoriamente debe tomar un taxi para retornar a su casa, situación que aumenta sus gastos.

Lo único que alivia su realidad es que asume la responsabilidad de hacerles el desayuno a sus hijos, llevarlos a la escuela y buscarlos, mientras espera que se oculte el sol para irse a trabajar.

El horario laboral de Pedro es similar, pero la diferencia es que él tiene su propio establecimiento. Tiene un puesto de ventas de “Chimis” al lado de una de las principales discotecas ubicada en La Venezuela.

Asegura que su negocio es estratégico, pues inmediatamente una persona sale de una discoteca después de ingerir alcohol, la primera opción que buscar algo de comer.

Ya está acostumbrado a su trabajo. Dormir en el día y trabajar en las noches es su diario vivir desde hace diez años. Gracias a sus ventas, puede sostener a su familia, pero en el último año ha sido asaltado en dos ocasiones.

“A veces es bueno trabajar en las noches. Hay mucho movimiento y las personas siempre compran. El problema está cuando quieren quitarte lo tuyo, el dinero que con tanto sacrifico conseguiste”, expresó.

¿Qué ofrece Santo Domingo en las noches?

Sin dudas, Santo Domingo ofrece una gran diversidad de lugares para los que hacen vida nocturna, donde casi todos los días se encuentra un nuevo lugar para disfrutar de la noche, de acuerdo al gusto de cada persona.

Pero el Santo Domingo que despierta en las noches no solamente se resume en las alternativas para el disfrute de los ciudadanos, pues muchas tradiciones que se efectuaban en las noches en los principales barrios de la capital, como grupos de personas jugando dominó, se han ido perdiendo por el elevado número de actos delictivos que ocurren desde que el sol de oculta.

También está presente la prostitución, pues cada noche se pueden observar en principales vías de la capital, cómo mujeres con atractivas vestimentas esperan en las calles a que lleguen “sus clientes”.

La vida nocturna en Santo Domingo es un atractivo tanto para ciudadanos dominicanos como extranjeros. Se realizan diferentes tipos de actividades y se muestra en su máximo esplendor la gran variedad gastronómica del país.

Los centros de diversión siempre serán una de las principales opciones. Desde que inicia la semana, discotecas como Jet Set se convierten en una de las principales alternativas, pues cada lunes tienen artistas invitados que llaman la atención de una gran cantidad de público.

Los clubes nocturnos por lo regular abren sus puertas a partir de las 9:00 p.m. mostrándoles a los ciudadanos una opción para olvidarse un poco de la rutina diaria y disfrutar el momento.

Otra opción que surge durante las noches son los restaurantes. Muchos abren sus puertas a partir de las 7:00 p.m., presentando a los ciudadanos una manera de poder disfrutar de la noche, pero con la gastronomía como su principal aliado.

Por: sbenjamindelacruz@gmail.com